16 de julio de 2017

Una parte de nuestra historia que se desmorona

La ruina de la casa de José Maldonado en Tineo
José Maldonado González. Nació en la villa de Tineo el 12 de Noviembre de 1900
Las tradiciones, las costumbres, conforman las señas de identidad de un pueblo. Las gentes le dan esa entidad que marca las diferencias, siempre más exiguas de lo que se piensa
La casa de Maldonado, en Tineo
La transformación del paisaje, la humanización del entorno, da también unas pautas que contribuyen a la comprensión de las formas de vida de una determinada zona. Otra de las referencias que permiten hacer una lectura del pasado -y del presente- es la arquitectura. El trazado urbano, lo público y lo privado, los edificios, nos dicen mucho. El paso del tiempo, la nula planificación, el desdén público y privado por conservar nuestro patrimonio arquitectónico -sí, es de todos- nos ha llevado a una homogeneización de nuestro entorno urbano, e incluyo el rural. Los gustos urbanos han empobrecido la estética de nuestros pueblos. Donde antes existía variedad, adaptación al medio, ahora impera la uniformidad y en muchos casos el mal gusto.
Alfonso Camin con D José Maldonado en Tineo 1932
Lo que cada uno tenemos más cerca puede servir como ejemplo. Ya sé que cuando se habla del terruño, del pueblo de cada uno, se deja de lado la racionalidad y solo caben las pasiones, aunque en muchos casos sean malas consejeras.
Dicho esto, sírvame de ejemplo la villa de Tineo.
"En el extremo opuesto encontraríamos Tineo, una de las pocas villas-atalaya en Asturias, que ha visto en los últimos veinte años perder poco a poco su soberbia posición dominante por la aparición de edificaciones de dudosa calidad urbana y paisajística".
El autor de esta afirmación es José Ramón Alonso Pereira en su libro Historia General de la Arquitectura en Asturias, editado por el Colegio Oficial de Arquitectos de Asturias en 1996.
Desde esa fecha hasta hoy pueden imaginarse lo que ha cambiado la situación.
Algunas casas viejas se han rehabilitado, muchas se están cayendo. En otros casos sencillamente las derribaron y se edificaron de nueva planta. Hubo quien solicitó la intercesión de las más altas esferas para que le permitieran construir, saltándose la normativa, y lo logró.
José Maldonado. Fue el fue el último presidente de la Segunda República en el exilio
La CUOTA (Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio del Principado de Asturias), Patrimonio y ayuntamientos imponen unas condiciones que no asumen los propietarios y como resultado ese patrimonio se va al suelo. Hasta que eso sucede, muchos edificios se convierten en un peligro para los viandantes. Y no exagero. Los ejemplos están a la vista.
En Tineo, entre todos los edificios en ruina, uno me duele especialmente: la casa de José Maldonado. Se encuentra situada en el Paseo y se está cayendo.
Para los que desconozcan quien era Maldonado unos detalles biográficos.
José Maldonado fue alcalde de Tineo; Diputado a Cortes por Asturias en 1936; consejero de Obras Públicas en el Consejo Interprovincial (1936-1937); en 1938 fue nombrado Director General de Carreteras en el gobierno presidido por Negrín. Exiliado junto con su mujer, Rosalía, en 1970 fue nombrado Presidente de la República Española en el exilio. El 21 de junio de 1977 disolvió las Instituciones Republicanas.
Antigua panorámica de Tineo en Asturias
Vicente Maldonado, padre de José Maldonado, encargó su construcción.
El 8 de mayo de 1925 Vicente Maldonado firma con el contratista José Rodríguez un contrato para su ejecución. El importe de la obra ascendió a 50.000 pesetas. Poco después, el cinco de agosto de 1925, se introducen variaciones que incrementan el presupuesto en 6.000 pesetas más. Estas modificaciones fueron realizadas por Ricardo Casielles, delineante y escritor ovetense. (Fuente: Fondo José Maldonado, Archivo Histórico de Asturias).
Entre uno y otro el coste final ascendió a 61.464 pesetas.
Dando un salto en el tiempo llegamos a la ocupación de Tineo por las tropas franquistas al mando de Martín Alonso -curiosamente aún da nombre a una calle en esta villa-. La casa de la familia Maldonado fue ocupada y sirvió de cuartel general. Más tarde sería incautada y con el paso de los años se convertiría en Cuartel de la Guardia Civil. Posteriormente el edificio pasó a manos privadas y en ellas sigue.
Pío Baroja (1872-1956) frente a Tineo en 1935
Esa larga vida, llena de vicisitudes, no le ha servido para salvarla de la ruina. Frente a ella se encuentra un monolito dedicado a José Maldonado. Triste final.
Son muchas las casas que corren la misma suerte. Ni la pérdida de patrimonio ni el peligro que tienen promueven ninguna iniciativa. ¡Qué lástima!
La casa de José Maldonado sirva de ejemplo del poco aprecio que tenemos a la historia local, esa que marca las diferencias y da su naturaleza a los pueblos.
Acto en el monumento que recuerda a José Maldonado en Tineo (08-11-08)
FUENTE: SANTIAGO PÉREZ
___________________________________________________________________
___________________________________________________________________
NOTA: Si te ha interesado esta entrada y quieres preguntar, comentar o aportar algo al respecto, puedes dejar un comentario o escribir a mi dirección de “correo del blog” con la seguridad de ser prontamente atendido.

¡¡¡Difunde “El blog de Acebedo”  entre tus amistades!!!

Sígueme en:

·                     § - FACEBOOK - Roberto Cortina Mieres
·                     § Twitter – “El blog de Acebedo”
·                     § - Blog-Blogger.  http://elblogdeacebedo.blogspot.com.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario